Inicio Entrevistas Una emotiva despedida en orquesta Kronos

Una emotiva despedida en orquesta Kronos

Con las siguientes palabras se despide Alicia Castañeda de la orquesta Kronos:

Mis Souvenirs. 
He pensado en muchas despedidas. En cómo encabezarlas. A quién dirigirlas. Pero no consigo nada.
Después de tres años sólo puedo decir que he sido ciertamente feliz. Plena. Entera. Yo. Misma. No he tenido que fingir. No he tenido que esconderme. He ido de aquí a allá con mi transparencia. Me he presentado cristalina. Limpia.
Sin miedo a ser vista. 
Feliz y risueña. Testaruda. Borde a veces. O triste. Incompredida. Sonriente. Alegre.
Y allí estaban ellos: Mis souvenirs. Tienen nombre y apellidos. Y obviamente, ahora que me voy, me los llevo conmigo. Ellos son los protagonistas. No los elegí, aparecieron como consecuencia del fluir de la vida. Me han querido bien. Han valorado mi sonrisa, mi mirada, mis palabras y mis silencios. Mi humor y mi buen paladar. Mis ganas de hablar. Mi bailar con la vida y mi cantar distinguido. Mi diferencia.
Me han acogido en sus brazos desnuda y me han amado sin directrices.
Nunca un grupo de personas me habían hecho sentir tan amada y tan plena. Tan feliz.
Me voy con la sensación de haberles disfrutado mucho. Muy intensamente. Sin límite. Sin filtros.
Son muchos días de convivencia, de trabajo, esfuerzo, escucha, complicidad.
Sólo quiero agradecerles su profesionalidad, su respeto, su humanidad, su música, su particular melodía. Es mi modo de hacerlo. Y el único.
(Sí habéis llegado hasta este punto ya os habréis dado cuenta de lo enamorada que estoy de cada uno de ellos).
Gracias a esas 13 sonrisas + 1 en las que tantas veces me he visto reflejada. Gracias a Orquesta Kronos por dejarme descubrir esta bonita profesión y poder volcarme en ella con toda la pasión que tengo. Gracias infinitas. Gracias a cada una de las personas que han valorado mi trabajo desde abajo. También a las que día tras día lo han hecho desde arriba.
Yo sólo he intentado hacerles sonreír. Qué cómo dicen vale mucho y cuesta muy poco.
Y creo haberlo conseguido. Hemos reído mucho. Y de verdad.
A estas alturas de la vida, y a todas, valoro mucho poder encontrarme con risas cómplices. Esto no suele descubrirse a primera risa. Bueno, a veces sí. Y mola mucho.
Moláis mucho.
En fin. Sois maravillosos. Y sólo quería daros las GRACIAS. Hasta siempre familia. Hasta siempre Kronos. Hasta siempre Salamanca.

Si queréis conocer un poco a Alicia Castañeda, os dejamos a continuación una entrevista realizada hace poco tiempo en nuestra web:

ENTREVISTA ALICIA CASTAÑEDA